Explicación de la complejidad de las transmisiones automáticas y la necesidad de fluidos especializados para transmisiones automáticas

Kirsten Lykke Bach 5 febrero 2021 Automoción, Turismos
Q8Oils ATF

La transmisión automática es el componente más complejo de un automóvil y también uno de los más caros. Descubra por qué utilizar el fluido de transmisión correcto es fundamental para el buen funcionamiento y una vida duradera de una transmisión automática secuencial.

Hay tres tipos de transmisiones automáticas: DCT (transmisiones de doble embrague), CVT (transmisiones variables continuas) y transmisiones secuenciales (AT).

Principales componentes de una transmisión automática secuencial

Para entender las operaciones básicas de una transmisión secuencial, hay que conocer sus componentes principales:

  • Bomba de fluido: suministra a presión fluido de transmisión  para  numerosas funciones  en toda la transmisión.
  • Juegos de engranajes planetarios: proporcionan la relación de engranajes elegida para el vehículo.
  • Embragues o paquetes de embragues: embragan y desembragan los juegos de engranajes.
  • Convertidor de par: conecta la transmisión al motor y multiplica el par durante la aceleración inicial. Utiliza dos turbinas que giran independientemente pero que tienen acoplamiento hidráulico, lo que permite que el motor funcione al ralentí mientras el vehículo está parado y produce una aceleración más suave al cambiar de marcha.
  • Unidad mecatrónica: el cerebro de la transmisión. Es un complejo sistema de aberturas, válvulas y electrónica que controla todas las funciones de la transmisión.

¿Cómo funciona una transmisión automática secuencial?

En reposo, con el coche parado, los componentes de la bomba giran, proporcionando el fluido  necesario para hacer funcionar la transmisión.

Cuando se acciona el vehículo, los embragues conectan la primera marcha   del  juego de marchas para transmitir potencia  a las ruedas. . Cuando se sueltan los frenos, el coche empieza a moverse.

A medida que el vehículo acelera, se engranan los embragues de la segunda marcha y los engranajes planetarios.

Con más aceleración, la segunda marcha se desengrana y se activan los embragues y engranajes de la tercera marcha. Todas las combinaciones de marchas funcionan de la misma manera.

La unidad de control mecatrónico calcula la velocidad del vehículo, la carga del motor y la posición del acelerador y del freno, entre otros factores. Luego envía el fluido de transmisión en condiciones de alta presión para engranar los paquetes de embrague adecuados y cambiar las marchas.

Las diferentes funciones de un fluido de transmisión automática

El fluido de transmisión automática (ATF) es básico para el buen funcionamiento de una transmisión automática.

El fluido de  transmisión automática tiene diferentes funciones:

  • Actúa como un fluido hidráulico para engranar los paquetes de embrague y cambiar las marchas.
  • Actúa como inhibidor de la corrosión y como protección contra el desgaste de los conjuntos de engranajes planetarios.
  • Controla la fricción en los paquetes de embrague y la mantiene durante todo el intervalo de drenaje.
  • Proporciona lubricación a los cientos de piezas móviles, incluso a temperaturas elevadas y presiones extremas.

Para realizar perfectamente estas diversas funciones, una transmisión automática tiene que:

  • fluir fácilmente de –40 °C a más de 200 °C, incluso en conjuntos de válvulas finas;
  • tener una conductividad baja y ser compatible con todos los componentes electrónicos.

La importancia de seleccionar el fluido de transmisión automática adecuado

Los actuales fluidos de transmisión automática incluyen modificadores de fricción, agentes especiales antidesgaste y anticorrosión y productos químicos para mejorar el rendimiento con temperaturas altas y mantener una viscosidad específica.

El uso del fluido de transmisión automática adecuado es fundamental para el rendimiento y la vida duradera de su transmisión. El uso de un fluido inadecuado puede causar un desgaste excesivo en las bombas, engranajes y cojinetes, lo que provoca un daño permanente y la necesidad de reemplazar la transmisión.

Un solo fallo mecánico podría inutilizar el vehículo por completo.

Catálogo de fluidos de transmisión automática de Q8Oils

La transmisión automática es uno de los componentes más complejos del coche y también es uno de los más caros. Por eso es muy importante seleccionar el fluido de transmisión adecuado.

En Q8Oils tenemos un amplio catálogo de fluidos de transmisión automática de alto rendimiento para todas las marcas de coches:

  • Q8 Auto D VI: fluido sintético para transmisión automática para transmisiones de General Motors y para otros vehículos que necesiten un aceite para transmisiones automáticas de baja viscosidad .
  • Q8 Auto JK: fluido sintético para transmisión automática en  transmisiones de Aisin Warner. Este producto ofrece una excelente estabilidad térmica y mejora la durabilidad y limpieza de la transmisión en general.
  • Q8 Auto MV: fluido sintético para transmisión automática compatible con vehículos que requieren un aceite de baja viscosidad. Este producto es adecuado para una amplia gama de turismos europeos, japoneses y coreanos.
  • Q8 Auto CVT EVO: fluido multivehículo para modernas transmisiones  del tipo  transmisiones variables continuas.. Este producto es estable frente al cizallamiento, ofrece unos intervalos de cambio ampliados y una excelente reserva de rendimiento, y evita el deslizamiento de correas y embragues y averías.
  • Q8 Auto DCT EVO: fluido de doble embrague para transmisiones modernas. Este producto ofrece el mejor control de doble embrague y sincronización de su categoría, así como una magnífica protección de los engranajes y rodamientos.

Recomendamos cumplir los intervalos de mantenimiento sugeridos por los fabricantes y usar solo los fluidos de transmisión automática recomendados por los fabricantes de equipos originales para ayudar a mantener el buen funcionamiento de su transmisión.

Kirsten Lykke Bach

De nuestro experto Kirsten Lykke Bach

Pregunta Sugerir un tema